sábado, 14 de agosto de 2010

Para liberar el vínculo de los hijos adoptivos con sus padres biológicos

Visualiza a tus padres biológicos delante de ti y exprésales todo lo que sientes, sin reprimir nada, dile lo que nunca dijiste y está atrapado en tu interior, generando ese re-sentimiento (re-sentir => volver a sentir el dolor). 

Respira profundamente, invoca al Espíritu de Dios, y pídele humildemente que sane esta profunda herida de dolor por abandono y rechazo:


-Por Favor, Padre, borra las memorias de dolor, de abandono, de rechazo, de mi propia vida y la de mi familia.... gracias, por favor, si..."

Toma conciencia que tus padres podrían haberte abortado y eligieron darte vida, luego no pudieron sostenerte en vida, por ello, te dieron a otros padres para que te eduquen. Dar un hijo también es un acto de amor. Más allá de lo que haya sucedido, tu padres biológicos te dieron la vida y eso es lo que tú puedes elegir tomar hoy. 


Tomar esa vida tal como te fue dada es un acto de humildad muy profundo. 


Agradéceles el haberte dado la Vida, luego mira a tus padres adoptivos y agradéceles todo lo que te han dado, el haberte sostenido con vida. 


-"Gracias, Si..."

Luego, con las manos abiertas te abres a recibir las bendiciones que la Vida tiene para ti:



¡Adelante!¡te deseo lo mejor!

Link relacionado:



No hay comentarios:

Publicar un comentario